Feng Shui y mi visión

Cada Maestro profesional de Feng Shui tiene su propia visión del mismo, muchos coincidimos en todo, otros sólo en algunas cosas, aunque en general todos buscamos o deberíamos buscar lo mismo.

El bienestar de las personas que confían en nosotros.

Mi opinión muchas veces se basa en mi propia experiencia de años, he estudiado distintas escuelas y maestros a lo largo de estos años.

Muchos estaban en contra de los otros y aun así todos tenían razón, yo me he quedado con todo porque de TODOS se aprende.

Así que cuando leo a alguien despreciar otra Escuela de Feng Shui o a otro profesional, no me queda más que sentir lástima, ya que se está cerrando a otras herramientas que pueden ayudar a sus clientes o alumn@s.

Feng Shui habla de armonía, de generar cambios positivos y beneficiosos para tod@s, no habla de tener miedo a tu casa o a tu vida.

Nos habla de la energía que fluye por todo el planeta, entonces teniendo en cuenta que tu eres energía, también influyes sobre lo que hay a tu alrededor.

Yo prefiero dar soluciones, que generar miedo, que lo único que hace es atraer más cosas a las que temer..

Recuerda en China existen 3 tipos de Suerte:

Suerte del Cielo o Tien Chai:
Se dice de cierta gente “que ha nacido con estrella”. La suerte del cielo habla de este hecho.
Esta es la energía que recibimos al nacer y que nos ha sido dada por el Universo. Ella determina cuáles son los dones celestiales y las limitaciones que nos marcaran en el camino de la vida.

El Tien Chai no se puede cambiar ya que es la que marca nuestro destino.

La Suerte del Ser Humano o Ren Chai:
La “Suerte del Ser Humano” la fabricamos nosotros mismos con las decisiones que tomamos y los actos que cometemos.

Esta suerte habla de nuestro esfuerzo personal para lograr lo que queremos en la vida, nada se obtiene sin esfuerzo, interés, dedicación y constancia. Debemos pulir nuestros defectos, compartir nuestras virtudes y mejorar como ser humano.

Cómo nos formamos como personas, y esta suerte sí está en nuestra mano, desear mejorar o no.

La Suerte de la Tierra o Ti Chai:
Esta suerte nos influye en nuestro entorno físico y es la más material de todas.

El Feng Shui trabaja con la energía que nos rodea, por lo tanto cualquier cambio que realicemos en la decoración, los colores, el lugar donde comemos, dormimos o trabajamos, se verá directamente reflejado en nuestros patrones de conducta y, por lo tanto, en nuestra vida.
Si conseguimos que el Feng Shui de nuestro hogar y trabajo esté equilibrado, conseguiremos potenciar al máximo nuestras cualidades, obteniendo los mejores resultados tanto a nivel personal como profesional.

Por lo tanto, si trabajamos con:
La “Suerte del Ser Humano” = Crecimiento Personal.
La “Suerte de la Tierra” = Feng Shui.
Podremos modificar nuestra “Suerte del Hombre”.


Feng Shui es un 33% de las 3 Suertes Chinas, a él se suman el 33% de tu destino que interpretamos con las Cartas BaZi y el 33% final que es tu actitud y superación personal.

Así que la combinación de todo es que la vida aun teniendo un mal destino sea armoniosa, si tienes un magnifico Feng Shui pero tu actitud hacia lo que te ocurre es un fiasco, poco podrá hacer el Feng Shui por ti y así con el resto de Suertes.

Feliz día!!! Graciass❤️❤️

www.elsecretollegoamivida.com
www.cursosfengshui.com

Qué es Feng Shui